Lo que no mata te hace sentir solx

Tener personas cercanas adictas es duro y extraño. Nunca pensé que la gente de mi alrededor caería en ese torbellino tan aparentemente inofensivo, que ya ha atrapado a tanta gente. Siempre están colocados por la pantalla, y casi siempre se colocan delante de mí. Entristece pensar en todo el tiempo que están perdiendo y en todo lo que se pierden. Su adicción se ha convertido en su única realidad, ya no saben llevar la vida que tenían antes de toda esta situación. No son capaces de decir basta a una cosa tan fácil como lo es coger el móvil del bolsillo cada cinco minutos.

Echo tanto de menos cuando sólo lo utilizábamos para llamar y mandar sms felicitando el año nuevo o para avisar de que llegaríamos cinto minutos tarde… Ahora, el móvil o el abuso de él, nos separa de las personas que conocemos y nos acompañan, y nos aproxima de las que, en general, desconocemos y están lejos, ¿cuál es la gracia de todo ello? Cuando estás con un adictx es como si tomaras unas cervezas con un ladrillo, puedes decirle cualquier cosa que no mostrará prácticamente ningún interés por lo que le cuentas. El ladrillo tiene excusa, pero la persona con la que estás intentando desarrollar el arte de la conversación y del diálogo, no. ¿Nos parece más interesante lo que vemos en la pantalla que lo que vivimos?, ¿creemos que merece más la pena? 

Estar en la misma habitación con personas que no se separan del móvil y tu no, es como estar solx. Y no es una soledad de la que puedas aprender y crecer como persona. Es deprimente contemplar la escena, tu estirada en el suelo haciendo ejercicio durante dos escasos minutos, levantas la vista y no ves la cara de tu hermanx o de tu amigx, ves el móvil y unas manos que lo sostienen con vehemencia. Te sientes sola cuando estás rodeada de las personas que quieres. Sientes una distancia de años luz de la otra persona cuando en realidad podrías alargar el brazo y tocarla. Ellxs están en una realidad y tu en otra. Compartís un mismo espacio, ¿pero quien ha dicho que eso sea compartir la vida?

Estar presente en las RSS, tener Whatsapp… está bien, hay que ser realistas, vivimos en este glorioso siglo en el que nuestra forma y calidad de vida se ha convertido en una ironía. 

paularodriguez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s